Black Summer: ¿la mejor serie de zombies actual?
Netflix

Black Summer: ¿la mejor serie de zombies actual?

Suena una alarma. Una familia empaca y sale de su casa. “Es hora”, dicen. Sus vecinos hacen lo mismo. Los militares ordenan que todos hagan una fila y, luego de chequear que no tengan armas y que no estén heridos, los suben a camionetas. Se trata de un plan de evacuación, en el que llevarán al estadio de la ciudad a toda la gente.

El padre de la familia inicial está herido y no lo dejan subir. Ni a él, ni a su esposa. Su hija ya estaba a bordo del jeep, por lo que se separan. Desde ahí, uno de los objetivos de la pareja: ir al estadio a reencontrarse con su hija.

¿Por qué están evacuando la ciudad? Zombis, estimado lector, zombis. Y no de los tontos, de esos que van a dos kilómetros por hora y se están cayendo a pedazos. Estos son de los zombis que corren, que saltan, que trepan y que son capaces de romper a golpes la ventanilla de un auto.

Comienza siendo una serie coral. Seguida a esa historia familiar, se van mostrando otras, para confluir conforme avanzan los episodios.

Al parecer, el virus se desató en Denver, arrasando con todo ser vivo en un lapso de setenta y dos horas. Y comenzó a expandirse. Durante la serie, la Fuerza Aérea sobrevuela y bombardea puntos estratégicos ¿El plan? Llevar a todos al estadio y, desde ahí, a Alaska o al sur de Cuba. ¿Hay alguien al mando? Los militares dicen que sí, que tienen todo bajo control. Sin embargo, no hay pruebas de ello y no queda claro si alguna autoridad sigue con vida o si los uniformados están siguiendo órdenes que ya no tienen sentido.

La serie está compuesta de ocho capítulos, cuya duración varía: algunos duran entre 40 y 45 minutos; otros, entre 20 y 25. Y esta no es su única particularidad. Cada uno, si bien tiene un título, está subdividido en subtítulos. En el primer episodio, estos subtítulos serán los nombres de algunos personajes, a modo de presentación. Uno tiende a creer que serán los protagonistas. Pero no. Algunas de estas personas mueren al principio, sin haber cumplido un papel fundamental en ningún momento. Y, por el contrario, hay sobrevivientes que no son presentados con un subtítulo, pero que terminan siendo protagonistas. Esta es una primera inconsistencia. No obstante, es justo señalar que, adrede o no, otorga cierto plus: si uno de lo que pensamos que sería importante, muere rápido, entonces ninguno está a salvo (quienes hayan visto la primera temporada de Z Nation sabrán de lo que hablo). Después de todo, así debe ser un apocalipsis, ¿no?

Terror Argentino
Netflix

Otra cosa que no me cerró del todo es la actitud que asumen los personajes en algunos momentos. Por ejemplo, en un episodio no saben cómo salir de un bar, ya que afuera hay dos zombis. No pareciera ser un mayor problema, siendo que ellos son cinco. Pero se les complica mucho. Y, en el episodio siguiente, los que sobrevivieron ya están trabajando en conjunto con otro grupo, organizando un robo, dividiéndose, enfrentando una situación infinitamente más complicada que salir de un bar, manejándose casi como expertos en el arte del engaño y entendiéndose a la perfección, como si fueran un equipo desde hace tiempo. Y ocurren otras cosas similares. Quizás se deba al hecho de querer mostrar muchas cosas en una serie sea tan corta. En pos de la verosimilitud, hubiese convenido agregarle algunos capítulos más, para no dar saltos argumentales tan bruscos entre uno y otro.

Más allá de esto, la serie tiene momentos en los que uno siente la desesperación junto a los personajes.

El hecho de que los zombis vayan a la misma velocidad que los humanos hace que estos deban pensar dos veces antes de dar cada paso o hacer algún ruido.

Terror argentinoBlack Summer es una serie original de Netflix y uno de sus creadores es Karl Schaefer, responsable de la antes mencionada Z Nation (producida por Syfy). Esto no es sólo un dato más: Black Summer es una precuela, ubicándonos poco tiempo después del inicio de la epidemia. A diferencia de su secuela (que inicia a tres años de la propagación del virus, en un mundo sin gobiernos), no vamos a encontrar acá chistes, ni situaciones cómicas, ni personajes extravagantes.

No es una serie que recomiendo para alguien que quiera iniciarse con los zombis. Pero si usted que está leyendo esto es amante de los muertos vivos, podrá pasar un buen rato mirándola.





 

 

Deja un comentario

Cerrar menú