Ghost Stories: terror que llega de India

Ghost Stories: terror que llega de India

Ghost Stories es una antología de terror india del 2020. Ojo, no debe confundirse con la película homónima del 2017, que es de distinto origen y bastante más floja en cuestión de trama y sustos. La que voy recomendarles hoy puede encontrarse en Netflix bajo el título en castellano Historias de Fantasmas y créanme, es una gran opción si quieren variar un poco de las clásicas películas de asesinos seriales y monstruos estilo yanqui. Porque sí, no reniego de mujeres de clase media descubriendo que su marido es secretamente un psicópata, ni de adolescentes rubias huyendo de enmascarados siniestros, pero cada tanto es necesario cambiar de aires y explorar oro tipo de producciones.

Ghost Stories

Como mencioné, esta es una antología, y consta de cuatro cortos (¿medios?) individuales, sin conexión alguna. Personalmente disfruto mucho de esta clase de películas porque ofrecen algo conciso, puntual y variado: si no te gusta una historia, sólo perdiste 40 minutos de tu vida y podés apostar a la siguiente, que seguramente tratará de algo completamente opuesto. Cada una cuenta con distintos directores, guionistas y actores.

Historia 1, dirigida por Zoya Akhtar

La primera historia de Ghost Stories es quizás la más sólida de las cuatro, y la que elegiría para tratar de convencer a alguien de que vea esta película. Básicamente trata de una joven enfermera, Sameera, que llega a la casa de una anciana enferma para cuidarla. El hijo de la mujer tenía que ir a verla tres días antes, pero no queda claro si estuvo allí o no… o si realmente se fue. Como la mujer está postrada en la cama y delira, Sameera decide aprovechar la ocasión para invitar a su amante, un hombre casado. Pero algo recorre la casa durante las noches, algo que se arrastra y observa. Y no está feliz. Aquí se mezclan los elementos clásicos de las historias de fantasmas (la enorme casa vacía, los ruidos inquietantes) con cosas que asustan en la vida real: la demencia senil, la enfermedad, el deterioro físico y mental, el abandono. Y funciona.

Quizá te interese: Ariel Luque habla de «The red book ritual», «Aberración» y más…

Historia 2, dirigida por Anurag Kashyap

La segunda cambia totalmente el ritmo de la narración, la ambientación e incluso la estética (aquí nos encontramos con una imagen desaturada, casi gris). Una mujer embarazada, Neha, cuida al hijo de su hermana fallecida. Ansh, su sobrino, parece sentirse amenazado por la llegada de un bebé que podría quitarle el lugar, y comienza a comportarse de una forma extraña y siniestra. ¿O es que Neha está paranoica? Honestamente este segmento no me pareció tan bueno, pero tiene un par de escenas (especialmente una en particular) relacionadas con el horror corporal que son absolutamente grotescas. Rescato esos segundos de gore, más que nada.

Historia 3, dirigida por Dibakar Banerjee

La tercera historia es mi segunda favorita, y quizás sería la primera si no fuera por el final. Un hombre es enviado a brindar ayuda en una pequeña y remota aldea a la que llega en mitad de la noche. Allí descubre que está vacía, excepto por un niño y una niña. Al indagar, la niña le dice que están solos porque su padre se ha comido a todos. Al principio cree que es una broma de mal gusto o que hay alguna clase de acuerdo extraño entre los habitantes del lugar. Sin embargo, al llegar el día el hombre descubre que sí, que el padre de la niña se ha comido a la gente del pueblo, pero no están solos ni mucho menos. En esta ocasión lo que le baja puntos a la historia es el maquillaje y los efectos especiales, que son bastante clase B, pero las actuaciones y la trama se cargan al hombro todo el resto. Atentos al final, que devela una crítica social y una metáfora que, con toda honestidad, para mí sobraba. ¿Pueden las películas de terror cubrir temas “serios”? Sí, por supuesto. Pero este segmento me cerraba mucho más sin eso.

Historia 4, dirigida por Karan Johar

La cuarta y última historia es quizás la menos interesante. Ira y Dhruv tienen un matrimonio arreglado, una boda fastuosa y un futuro brillante… siempre y cuando la abuela de Dhruv, la matriarca de la familia, lo permita. El detalle es que la abuela lleva muerta muchos años, aunque eso no parece afectar la relación que mantienen con ella los otros habitantes de la casa. Las cosas se complican cuando Ira, harta de que controlen su vida, insiste en que se vayan a vivir solos, lejos de sus suegros y el fantasma de la abuela. Le doy puntos a esta historia porque de todas las presentes es la que más muestra las costumbres y tradiciones relacionadas con la cultura hindú, y siempre es interesante aprender. Pero de terror, lo que se dice terror, no hay mucho.

En conclusión, si bien la calificación de las historias es más bien irregular, en conjunto Ghost Stories me resulta más que recomendable. Hay que apostar a la variedad en todo porque ¿quién sabe dónde y cuándo podés descubrir tu nueva película favorita?

Trailer de Ghost Stories

Quizá te interese: Creatures, una mezcla de «Gremlins», «Kill Bill» y «Shaun Of The Dead»

Deja una respuesta